Nuevo aumento en las tarifas de taxi

taxi

En un viaje del Obelisco a Retiro, la suba acumulada desde junio de 2003 llega al 1140 por ciento, con el adicional nocturno y de radio taxi. Hace 10 años, ese trayecto de noche equivalía a 4,4 boletos de colectivo y hoy a 21 boletos.

Los taxis de la ciudad de Buenos Aires aumentaron ayer un 11 por ciento. De 6 a 22 horas la bajada de bandera cuesta 11 pesos y la ficha, equivalente a 200 metros de recorrido, 1,1 peso, mientras que en la franja nocturna esos valores trepan a 13,3 y 1,3 peso, respectivamente. El ajuste fue autorizado por el gobierno porteño y ya son quince las subas desde junio de 2003, con un incremento acumulado de 882,1 por ciento para la bajada de bandera y 685,7 por ciento para la ficha. En 2003 no existía tarifa nocturna. Por lo tanto, en poco más de diez años el aumento en la franja de 22 a 6 horas llega a 1088,3 por ciento para la bajada de bandera y 835,7 por ciento para la ficha, lo que amplió de manera acelerada la brecha con subtes y colectivos, que tienen tarifas subsidiadas por el Estado. Si se suma el adicional por radio taxi, que en 2003 tampoco existía, en algunos trayectos la suba acumulada en una década llega al 1140 por ciento, cuadriplicando la inflación informada por las consultoras privadas para ese período.

El 5 de marzo de 2003, un viaje en taxi desde el Obelisco hasta la estación Retiro costaba 3,50 pesos (la bajada de bandera más 17 fichas) y hacer el mismo trayecto en subte, 70 centavos. Al día siguiente, el taxi aumentó un 14 por ciento. Fue el primer ajuste desde diciembre de 1996. El peor momento de la crisis ya había pasado y el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires autorizó la suba. Luego le seguirían catorce incrementos más, aunque si se contabiliza la implementación de la tarifa nocturna a partir de marzo de 2011 ya son quince más. Como consecuencia de ello, aquel viaje de 3,50 pesos hoy cuesta 29,7 pesos de día (748,5 por ciento más) y 35,6 pesos de noche (916,5 por ciento más). Si a esa cifra se le suma el adicional por llamar al radio taxi, equivalente a seis fichas, el precio del viaje trepa a 36,3 pesos de día (937,1 por ciento más) y 43,4 pesos de noche (1140 por ciento más).

En el caso de subtes y colectivos, el ajuste ha sido mucho menor debido a los subsidios públicos. El pase de subte subió de 70 a 90 centavos en enero de 2008, a 1,10 pesos en enero de 2009 y a 2,50 pesos en enero de 2012, acumulando una suba de 257,1 por ciento. Por lo tanto, el viaje en taxi del Obelisco a Retiro que en junio de 2003 se podía pagar con el equivalente a 5 pases de subte, hoy demanda casi 12 pases si el viaje es de día y 14 si es de noche, sin contar el adicional por radio taxi.

En colectivo la brecha es mayor. La tarifa más utilizada en Capital pasó de 0,80 a 1 peso en enero de 2008, luego de haber permanecido congelada desde marzo de 2001. En enero de 2009 trepó a 1,25 peso y en diciembre de 2012 a 1,70 peso, acumulando una suba de 112,5 por ciento, si el usuario utiliza la tarjeta SUBE. Por lo tanto, un viaje nocturno en taxi desde el Obelisco hasta Retiro, que en 2003 equivalía a 4,4 boletos de colectivo, hoy es igual a 21 boletos, sin contar el adicional por radio taxi.

En los viajes en taxi más largos, la suba porcentual acumulada es un poco menor porque se reduce la incidencia de la bajada de bandera y el recargo por radio taxi, pero la brecha con las tarifas de subte y colectivo es más amplia. Por ejemplo, en junio de 2003 viajar del Obelisco hasta Cabildo y Juramento costaba 9,38 pesos (la bajada de bandera más 59 fichas) y hoy vale 75,9 pesos de día (709,1 por ciento más) y 90,6 pesos de noche (865,8 por ciento más). Si se suma el adicional por radio taxi, el precio del viaje llega a 82,5 pesos de día (779,5 por ciento más) y 98,5 pesos de noche (949,7 por ciento más). En 2003, este trayecto equivalía a 13,4 pasajes de subte y 11,7 de colectivo y ahora es igual a 30,4 pasajes de subte y 44,6 de colectivo durante el día y a 36,2 y 53,3 pasajes, respectivamente, durante la noche. En ambos casos, sin sumar el adicional por radio taxi.

En la mayoría de los casos, los aumentos en la tarifa de taxi fueron autorizados con el argumento de la inflación, pero los relevamientos de precios oficiales y privados arrojan incrementos sustancialmente menores en los últimos diez años.

Fuente: Pagina 12

*

*

Top